¿Sabías qué hasta el año 2001 las personas menores de edad eran juzgadas en el mismo procedimiento que los adultos? Esta nueva orden tenía como objetivo dar una mayor protección al menor, para reeducarle y reinsertarle en la sociedad, donde juega un papel muy importante.

En este artículo te voy a explicar cómo están regulados los delitos cometidos por menores de edad y cuáles son los mecanismos que se ofrecen para su reinserción.

 

Qué se entiende por delitos cometidos por menores

La mayoría de edad en España se establece a partir de los 18 años. El Código Penal no se aplica a los menores de dieciocho años, haciéndole responsable en conformidad con la Ley que regula la Responsabilidad Penal del Menor.

Cuándo se puede aplicar la Ley de Responsabilidad Penal del Menor

Nuestra vigente ley exige responsabilidad a las personas mayores de catorce años y menores de dieciocho por los hechos que se encuentren regulados como delitos en el Código Penal o sus leyes especiales.

Si el autor es menor de catorce años no tendrá responsabilidad penal por la comisión de delitos. Pero, podrá ser exigida responsabilidad civil que, en la mayoría de los casos, será una sanción económica que deberán pagar los padres.

Ámbito de aplicación por los delitos realizados por menores en España

El objeto del proceso penal de menores es exigir la responsabilidad penal de los mayores de catorce años y menores de dieciocho años por los delitos que establece el Código Penal.

A través del proceso determinaremos:

  • La responsabilidad del menor investigado por los delitos que ha cometido
  • En caso de apreciar responsabilidad del menor, se determinarán las medidas que puedan resultar procedentes para la reeducación del menor delincuente.

 

¿Quién es competente para juzgar estos delitos?

En España existen los Juzgados de Menores, que son los encargados de tener conocimiento del proceso penal por los delitos cometidos por menores de 18 años, y que tienen como objetivo garantizar la tutela judicial efectiva de los derechos en conflicto.

El Ministerio Fiscal tendrá una posición relevante, ya que es el encargado de promover la actuación de la Justicia y defensa de la legalidad, así como de los derechos de los menores, velando por el interés de éstos.

delitos de menores

 

Qué hacer en caso de detención de nuestro hijo menor de edad

Si nuestro hijo menor de edad es detenido por alguna de las autoridades, deberá ser puesto en libertad o a disposición del Fiscal en las próximas veinticuatro horas. Este Fiscal es quien decidirá, en el plazo de dos días, si dejar en libertad a menor o ponerle a disposición del Juez de Menores para que adopte las medidas cautelares.

Cómo se inicia un procedimiento en los delitos cometidos por menores de edad

Ante la noticia del delito cometido por un menor, será el Fiscal quien practique las diligencias de investigación que considere adecuadas para comprobar el hecho.

El Fiscal podrá archivar las actuaciones, cuando considere que el menor de edad no ha cometido ningún delito. También puede iniciar la apertura del expediente, es decir, comenzar un procedimiento contra el menor. Una vez abierto el expediente y notificado a los padres del menor, la ley nos da un plazo de 3 días para encontrar un abogado defensor experto en estos temas.

El papel del abogado del autor del delito menor de edad penal

Nuestro papel como abogados es participar en todas y cada una de las fases del proceso, conociendo en todo momento el contenido del expediente. También, teniendo la posibilidad de proponer pruebas e intervenir en todos los actos que tengan relación con la valoración del interés del menor y la ejecución de la medida, de la que podemos solicitar la modificación.

En caso de medidas cautelares para los menores de edad que hubieran cometido un delito grave, tendremos que seguir el modelo solicitud de parte, en una audiencia contradictoria que deberá valorarse especialmente en interés del menor.

Las medidas cautelares son las que se realizan provisionalmente durante el procedimiento hasta obtener una resolución del Juez de Menores, para disminuir los riesgos del proceso (riesgo de fuga, riesgo de atentado contra la vida de otra persona).

Cuáles son los objetivos del procedimiento penal de menores

En los últimos años, con el aumento de popularidad de las redes sociales, las conductas de acoso y ciberacoso son cada vez más frecuentes y debemos tenerlas en cuenta para prevenir situaciones de vulnerabilidad en las víctimas. Como padres y profesionales de la educación, en las instituciones tenemos como misión la educación y enseñanza de valores, tales como el respeto a nuestros hijos.

En los casos de acoso, se propone que el acosador reciba la educación necesaria para terminar con ese tipo de conductas perjudiciales.

Así, cuando se hace referencia al procedimiento de enjuiciamiento sobre los delitos cometidos por menores de edad, se tiene como objetivo la reeducación y la reinserción en la sociedad del menor de edad.

Por ello, todas las medidas cuentan con un programa de actividades de apoyo educativo, laboral y de ocio. Para la adopción de estas medidas se tendrá en cuenta el tipo de delito, la responsabilidad del menor e incluso la edad.

En definitiva…

… la responsabilidad penal para los menores de edad es menos severa, ya que tiene como objetivo impulsar la adopción de medidas que estimulen reeducación y la resocialización.

Consejos sobre cómo actuar en estos delitos cometidos por menores

Lo más aconsejable es ponerse en manos de un abogado de menores que nos oriente y nos trace una hoja de ruta de cómo actuar en estas situaciones.

Y es que, el objetivo de todo este procedimiento es que no se repita esta situación.

 

Soy Víctor Ávila, miembro del despacho del abogado penalista, Álvaro Escudero

 

¿Necesitas más información sobre los delitos de menores?

error: Este contenido está protegido.